Casas rurales y turismo rural
La Selva del Camp

El municipio de La Selva del Camp se encuentra en la comarca del Baix Camp, a una altitud media de 5 metros sobre el nivel del mar. La localidad se encuentra a 20 kilómetros de distancia de Tarragona y a 103 kilómetros de Barcelona. Cubre una superficie de 35,30 km2. El número de habitantes (selvatano/a) ronda los 5.477 según el censo de 2010 del INE.

La principal actividad económica es la agricultura, destacando el cultivo de avellanos y olivos. En cuanto a la ganadería, destacan las granjas avícolas y porcinas.
Actualmente y desde 1992, después de la implantación de la multinacional National Can Co. el pueblo se fue desarrollando mas industrial que agrícola ya que se fueron implantando otras multinacionales tanto del sector alimentario como del aluminio.

Breve historia de La Selva del Camp:

Se cree que el municipio tiene un origen romano y que el lugar siguió poblado durante la ocupación árabe. Sin embargo, no se tiene referencia escrita hasta 1149 cuando en el acta de donación de la partida rural de los Montgons se cita a la Selva como límite de dicha partida.
Le fue otorgada carta de población el 13 de mayo de 1164 y en una bula de 1174 aparece como una de las posesiones del arzobispado de Tarragona que mantuvo su dominio hasta 1823. La repoblación fue rápida y el municipio se extendió más allá de los muros originales. Durante el s. XIII tuvo un monopolio sobre el trigo y la cebada que generó importantes beneficios económicos.
En 1309 algunos habitantes de la Selva partieron hacia las cruzadas a las órdenes de Jaime II de Aragón y en 1314 el municipio participó activamente en la campaña del Reino de Sicilia. Fue el lugar de reunión de la Comuna del Camp.
En 1640, durante la Guerra de los Segadores fue ocupada por tropas francesas que más adelante entregaron la población a las tropas castellanas. En 1641 fue ocupada de nuevo por las tropas al mando de Philippe de la Mothe que causaron estragos en la población.

Visitas de interés en La Selva del Camp:

Se conservan algunos restos del antiguo castillo. Era de grandes dimensiones y se construyó en el s. XII sobre otra construcción más antigua. Se conservan algunas torres del s. XVIII y fragmentos de la muralla. Fue la residencia señorial de los arzobispos de Tarragona.
La Iglesia Parroquial está dedicada a San Andrés y es de estilo renacentista. La construcción se inició en 1582.
Del antiguo convento de San Agustín, actual Casa Diocesana, destaca su claustro renacentista. Es de doble galería siendo la inferior de estilo dórico y la superior jónico. El Convento de San Rafael se fundó a principios del s. XVII por monjes carmelitas, pasando en 1846 a la congregación de San Vicente de Paul.
En las afueras se encuentra la ermita de San Pedro del Puig. Quedan pocos restos del edificio románico, reformado en diversas ocasiones durante el s. XIII. Las tropas francesas la fortificaron en 1811 y quedó prácticamente destruida durante la Primera Guerra Carlista.
A unos cuatro kilómetros del centro de la villa se encuentra el Santuario de Santa María de Paretdelgada. Es del s. XII y fue construida sobre unas ruinas romanas. Fue reformada casi por completo en 1766 después de que un incendio la destruyera casi por completo.

Fiestas y tradiciones de La Selva del Camp:

Les fiestas propias de la población son la Fiesta Mayor en honor al patrón San Andrés Apóstol (noviembre), la Fiesta Mayor de Verano (junio), la Fira (octubre) y la Fiesta  de la Madre de Dios de Paretdelgada (agosto).
Entre las comunes, destacan la Semana Santa, los Tres Tombs de Sant Antoni, el Carnaval y la revetlla de Sant Joan.

Gastronomía:

La Selva del Camp no se caracteriza por ningún plato específico, pero sí por la calidad de las materias primas como es el caso de los frutos secos (la avellana especialmente), y sobre todo el aceite de oliva.
El cultivo de viña está viviendo un auge gracias a la inversión de la Casa Torres que planta cepos de calidad para la producción de vino.
El romesco, salsa propia, particular y única del Camp de Tarragona es apreciado en el municipio gracias a la calidad de sus ingredientes: aceite de oliva, avellanas, el pimiento y la lechuga.
La cultura de la Semana Santa que se vive intensamente en La Selva del Camp ha generado una particular gastronomía que gira, sobre todo, en torno a una gran variedad de platos de bacalao, consumo típico de la cuaresma (bacalao con alcachofas, espinacas y garbanzos).
Las longanizas y morcillas de La Selva del Camp han tenido siempre mucha fama.
 Finalmente, las cocas con verdura, longaniza y pimiento son muy agraciadas.

Más información de La Selva del Camp:
 
Ayuntamiento de La Selva del Camp
Plaça Major, 4
Teléfono: 977 844 007
43470 La Selva del Camp (Tarragona)
aj.selva@altanet.org


Última actualización: 16 de septiembre de 2011.

Si deseas ponerte en contacto con nosotros escribe a:

Copyright 2008 - 2010 ©  www.turismoruraltarragona.com. Todos los derechos reservados.
Prohibida la reproducción total o parcial de cualquier imagen o texto sin la autorización del autor.